Sobre algunos gráficos de un show de un juego de rol

PRIMERA PARTE: LOS INTERMINABLES CONTEXTOS DE KOBEH (¿”KONTEXTOS”?)

Tras una inesperada pausa de un par de meses entre transmisiones, y tras más de medio año de espera (¡perdón!) desde que fue el reto a la comunidad en Twitch, finalmente tuvimos el arranque de la tercer temporada de Undeseis: Destrozos & Dragones, y fue la muy esperada sesión de cosplay.
Aquí quiero platicar un poco sobre el por qué de algunas decisiones, las historias detrás de algunos de los gráficos, y en general sobre un poco del proceso de creación/producción de este show.

Con respecto al cosplay, yo desde el principio le comenté a los demás que quizá la mejor idea sería preparar los atuendos, y esperar a que fuese a ocurrir una cosa “cool™” en la siguiente sesión, para entonces hacer el especial disfrazados. En el pasado hemos tenido sesiones donde ocurre muy poco (yo soy parcialmente culpable de eso), y me preocupaba que si decidíamos una fecha arbitraria para hacer lo del cosplay, cuando llegáramos a tal sesión, en la historia sólo estarían haciendo algo “aburrido” como, por ejemplo, hablando con un NPC durante las dos horas del stream, y eso sería decepcionante para los espectadores.
Tras todo el esfuerzo que fue para nuestro bellísimo chat, que ve y participa regularmente en nuestras transmisiones, reunir los 500,000 puntos de canal en un mes, tenía que valer la pena la espera. Debía valer la pena. Yo no quería que se sintieran decepcionados.
Yo veía cómo la historia iba agarrando velocidad, y cómo ellos empezaban a encontrar más pistas y avanzar en su búsqueda, y pensaba que en dos o tres sesiones después de que salieran del pueblo de Juciem para buscar al alquimista, podría ser (a) un momento cool™ en la historia para que hiciéramos la sesión cosplay, y (b) suficiente tiempo para que los fabricáramos.

Pero nadie esperaba que al final de la sesión 31 Fáirsun se desmayara justo al último instante posible. DESPUÉS del último instante posible, de hecho. Mi plan era cortar la sesión dramáticamente diciéndoles cómo el esqueleto los voltea a ver, y entonces cortar con “y allí vamos a dejarlo por hoy”, y Héctor agregó después de eso que Fáirsun se desmayaba por el susto. Eso está súper en personaje y es muy buen rol de su parte, y no hubiera tenido una consecuencia tan fuerte, si no fuera porque unas semanas antes, mientras ellos peleaban con el Rey Rata, Héctor había tenido que tirar en una tabla de efectos aleatorios, como lo hace cada vez que Fáirsun se enoja y se convierte en Hellfire, y el resultado que le salió fue que “la próxima vez que estés inconsciente o dormido, te encontrarás con [cierto tipo de personaje]”.
Ese tipo de personaje, en nuestra campaña particular, caía en Ghenag, a quien yo llevaba un tiempo escribiendo y creía que ellos conocerían hasta muchos meses después, mucho más avanzada la trama. “Pero bueno,” pensé yo, “ya salió el efecto aleatorio, Fáirsun lo va a conocer mucho antes de lo esperado, todavía tengo varias sesiones en lo que exploran el Observatorio Planar, van a recoger los encargos de Hänk, van a celebrar la fiesta de cumpleaños a la taberna, Y ENTONCES se irá a dormir y lo conocerá en su sueño.”
PUES NO.
Que va y se desmaya.
Y a mí casi me da algo.
Así que hubo que agregar al final de esa sesión el cómo Fáirsun llega a la cabina de Ghenag, y entonces ya terminó el episodio.

La otra cosa que nadie esperaba es que habría una pausa de dos meses después de esa sesión.
Cuando tu stream depende de la participación de cinco personas, estás a merced de sus horarios y disponibilidades.
(De hecho, deberíamos ser seis personas, por eso el título del show, pero uno tiene un horario tan increíblemente complicado que si nos esperáramos a que él también pudiera estar, tendríamos sólo un puñado de episodios por año.)

Ahora, hablemos sobre las “temporadas”; éstas son un concepto curioso y son, como muchas otras cosas en esta vida, culpa de Héctor.

La primer pausa grande que tuvimos en la transmisión de 1D6 fue por las vacaciones de año nuevo. Creo que encima de todas las fiestas decembrinas se nos presentaron unas complicaciones de horario y por eso tuvimos más tiempo del esperado antes de poder volver a jugar. El problema con que yo tenga tiempo libre es que me pongo a hacer cosas, y en ese momento me puse a hacer un nuevo diseño de pantalla y gráficos para los streams, así como los dibujitos de los personajes para que la audiencia pudiera visualizarlos mejor y no sólo estuvieran en nuestras cabezas; se trata de que sea fácil y divertido para todos y no sólo los que estamos jugando.
Originalmente iba a ser otra persona la que los dibujaría, de manera mucho más “profesional”, pero ese plan no sucedió y yo no quería esperar a que consiguiéramos a alguien más, así que me puse a molestar a mis amigos para que me dieran descripciones de sus personajes, eligieran ciertos estilos de ropa, looks, rostros, y demás, e hice mi propio fanart de sus personajes para poder decorar el show. Yo no soy pintor o ilustrador, y no puedo dibujar con el nivel de detalle que ellos pueden tener en sus cabezas sobre cómo se ven sus personajes, así que por eso los llamo “fanart”.
Mientras estaba haciendo todos estos nuevos gráficos, a Héctor se le ocurrió que deberíamos llamar a los episodios después de la pausa de año nuevo “Segunda Temporada”. Había un nuevo intro, había nuevos gráficos, la última sesión antes de la pausa había concluido con que ellos hicieron nacer a Dwayne, la Roca, y era un buen cliffhanger para funcionar como cierre de temporada, así que, claro, por qué no. No era un asunto súper oficial, por lo que los podcasts seguían diciendo “temporada 1”, y hasta Ber se confundió cuando Héctor anunció que ya era la segunda temporada la primer transmisión que tuvimos tras el hiatus.

Lo interesante es que ese cambio de temporadas sucedió entre las sesiones 15 y 16, y luego, 16 sesiones después, nos encontrábamos teniendo, de nuevo, una pausa en la que yo estaba haciendo nuevos gráficos, la última sesión había concluido con un buen cliffhanger y, de nuevo, Héctor sugirió llamarlo una nueva temporada.
Claro, por qué no.

Entre todos tomamos la decisión de formalizarlo y hacer que el inicio de la tercer temporada fuese la sesión cosplay. Decidimos una fecha, y comenzó la cuenta regresiva.

Yo necesitaba cumplir con algunos cuantos puntos para llegar a la sesión cosplay / inicio de temporada:
– Terminar el diseño de las pantallas que usamos para la transmisión mientras jugamos (yo las llamo “Roleplay” y “Combate”)
– Hacer el nuevo Preludio (la piedrita al principio de la transmisión)
– Hacer un nuevo Prólogo (las introducciones de los personajes Y TAMBIÉN ahora un poco del trasfondo de la historia, lo cual lleva sus propias ilustraciones)
– Hacer una nueva ilustración con las firmas de todos los personajes (“¡y el DM!”)
– Hacer mezclas musicales/sonoras para usar en el show
– Actualizar o hacer un puñado de elementos gráficos que se usan en diferentes partes
– Hacer las animaciones de Unresumen
– Hacer un video de “Previamente en…”
– Hacer algún cosplay para mí mismo
– Y preparar la sesión para que los elementos del juego (las interacciones sociales, el combate, y la exploración) fueran interesantes para los jugadores, los espectadores, y que avanzaran la historia.

Podría redactar un post entero para este blog de cada uno de esos puntos; pero por el bien de todos, trataré de enfocarme y mantener este ya extenso post lo más breve posible (tomando en consideración que me extiendo al hablar cuando son este tipo de temas).
Quiero enfocarme en algunos puntos, y probablemente en un futuro haya oportunidad de hablar de los otros.

Las primeras ilustraciones de los personajes fueron hechas, como dije más arriba, cuando yo no quise esperar a conseguir otra artista profesional que las hiciera. Fanart. Yo no tengo formación como ilustrador, y estoy históricamente peleado con Photoshop. Lo que sí hago mucho es escribir en libretas, en papel, y garabatear con lápiz y pluma. Así que ésa fue mi manera de acercarme al problema: hice un montón de bocetos de cómo podía yo abstraer en ilustración las diferentes razas de los personajes, estando muy consciente de mis limitaciones artísticas, y de ese “catálogo” fui trabajando con cada jugador cuál opción les gustaba más, ellos me fueron guiándo con sus descripciones e imaginación de los personajes, y así pudimos llegar a que hubiera cuatro dibujos con un estilo y proporciones coherentes entre ellos y en poses “casuales” que podían coexistir lado a lado.
Dibujados y entintados en papel, escaneados, y coloreados en digital, esos primeros dibujos no son ni los más detallados ni los más finos (las líneas que deberían ser rectas (espada, hacha, ukelele) no lo son), pero fueron hechos con prisa para la segunda temporada y su función, más que “ser obras de arte para ser apreciadas de manera suelta” es ayudar a dar una idea de los personajes. No tendrán líneas rectas pero tienen (en mi humilde opinión) personalidad y funcionan para apoyar la imaginación de los espectadores mientras ven el show.

Bocetos de los personajes de 1D6
Los bocetos originales con los que Kobeh y sus amigos fueron llegando al look de los personajes. Abajo a la derecha: el tamaño relativo entre los personajes; abajo al centro: los dibujos que fueron escaneados para hacer las ilustraciones para el show.

INTERMISIÓN: “Relato Bonus” ó “No publiqué esta historia en su momento y ahora aquí la tienen”

La siguiente ilustración que hubo de los personajes tuvo un proceso todavía más caótico. A ese episodio de mi vida yo lo llamo “Accidentalmente hice una caricatura en 24 horas”, y fue la vez que accidentalmente hice una caricatura en 24 horas. O 48, dependiendo de cómo lo veas.

Yo había estado correteando al resto de BZ Twitch para que hicieran los promocionales de sus respectivos shows, y ya estábamos a menos de una semana del estreno de dichos comerciales en LSMFA, cuando una noche me recosté en mi cama como a las 3am y llegó a mí el curioso pensamiento “vaya, no he hecho nada para el promo de 1D6. … Estaría bien que fuera una escena animada, viendo a los personajes, y luego cortar a ver las risas de los jugadores. Y debería de hacerlo pronto”, en ese momento no tenía idea de cuál escena podría ser, cómo lo ilustraría, nada. Antes de poder quedarme dormido recordé lo hilarante que fue la escena del oso, se me ocurrió que podríamos enfocarnos sólo en cuando realiza el conjuro, pues eso ha de durar alrededor de los 30 segundos que debían ser por comercial, y pensé en los dos primeros tiros del comercial, el cómo vemos a La y Leren escondidos con el oso y los otros dos al fondo; y en cómo los vemos desde arriba y nos acercamos a sus rostros para escuchar el susurro.
“Fabuloso,” pensé “obviamente esta idea es fantástica y no la habré olvidado para mañana cuando me despierte y deba seguir con mi día” y con eso cerré los ojos y me dormí.
O, ése era el plan, pero ya me conozco y sé que ese tipo de ideas fantásticas sí se me olvidan a la mañana siguiente, y lo mejor que podía hacer era apuntarla en algún lado. Para cuando me levanté de mi cama y estaba escribiendo el primer tiro, ya expresado en formato de guión, también estaba imaginando toda la escena y el cómo podía resolver la animación sin ser un animador, y me estaba preguntando si recordaba toda la escena con claridad, y, querido espectador, para ese momento mi destino estaba sellado: ya estaba muy despierto como para volver a dormir. Tenía que comenzar en ese momento.

Así que me senté en mi escritorio e hice lo que todos deberíamos hacer todos los días: abrí YouTube y busqué un episodio de 1D6.
Escuché un par de veces la escena que me interesaba, haciendo apuntes del código de tiempo de cuándo se dice qué frase, cuándo sucede qué, en qué momentos hice sonidos de oso, y cosillas de ese estilo. Para ese momento eran alrededor de las 4am, y no tenía rastros de sueño todavía, así que comencé con los dibujos. Hänk es sencillo; el oso requirió usar referencias; y el personaje más difícil siempre ha sido Fáirsun— encuentro muy complicada su forma craneal, y hacer que la boca y los ojos tengan una buena expresión facial siempre me lleva largo rato.
Por la forma en la que había planeado hacer el proceso de animación, podía dibujar cada elemento por separado y ya después integrarlos, y sólo necesitaba que estuvieran entintados pues los colores los agregaría de manera digital. Para las seis de la mañana he de haber terminado con todos los dibujos, y ahora sí me fui a dormir.

Unas horas después tocaba lo emocionante. Tenía que (A) escanear todo el material y hacer una preparación inicial de las imágenes; (B) recortar el episodio para tener solamente el audio de los momentos que necesitaba, armarlo para que se cuente la historia en el tiempo permitido, y construir la mezcla sonora; (C) hacer una animación de tipo previz/animatic, porque si me llegaba a ocupar demasiado en los días previos al estreno de los comerciales (lo cual era posible por la chamba), al menos ya tendría una versión presentable, que no parecería incompleta. Parecería intencional que todo es un boceto sobre papel. Pude dedicarle todo el día y la noche a eso, y sorprendentemente pude exportar el comercial en esa versión blanco y negro un poco antes de las 3am; efectivamente realizando todo el proceso en un plazo de 24 horas. Satisfecho, me fui a dormir, y esta vez sí dormí.

Las diferentes etapas del promo
Los dibujos escaneados fueron recortados, lo cual permitió hacer un acomodo de la escena para el animatic; luego se colorearon y finalmente se hizo un proceso de compositing para darle el look final.

Al despertar, pude dedicarme a trabajar bien las imágenes; agregarles color para que parezcan (se supone) acuarela; el extenso proceso de ahora sí hacer la animación real; y el bonito proceso de hacer /compositing/, el cual, para fines sencillos en este post, podemos definir como “darle los efectos de cámara como fuera de foco, una viñeta oscura alrededor de la imagen, darle una textura de grano de película, y hacer una estilización de color para complementar la escena y la emoción del momento”. Si el primer día fue poder contar la escena y encontrar el ritmo, el segundo día fue hacer todo lo visual. Al final, para sorpresa de nadie, me estaban dando de nuevo las 3am cuando terminé de renderear el producto final, por lo que la aventura entera quedó muy bien encapsulada en 48 horas.

SEGUNDA PARTE: EN LA QUE YA NI RECUERDAS DE QUÉ HABLÁBAMOS ANTES

Para esa primer Ilustración de los personajes se les dio en digital un retoque, un redelineado, y un color sólido cuidadoso; los tiempos de entrega de entonces me permitieron dedicarle mucho tiempo a hacer diferentes iteraciones de cada boceto hasta encontrar el correcto, y trabajarlo posteriormente en digital (los chibis usados en los Unresumen son de esta misma época y proceso). Los fondos usados en las introducciones de los personajes son fotografías mías que fueron estilizadas, por lo mismo de los fondos.
La segunda ilustración, la del comercial, tuvo mucho menos tiempo para ser realizada, por lo que desde el principio el plan era que la estética fuera intencionalmente brusca, como de boceto, y los colores digitales fueron en el estilo acuareloso que permitía realizarlos sin perder demasiado tiempo en ese aspecto, sabiendo que se iba a hacer todo un proceso de /compositing/ para integrarlo bien con la escena.
Pero ahora tenía que hacer una ilustración entera que sirviera como fondo de pantalla, con los cuatro personajes en nuevas poses, coexistiendo, con un fondo ilustrado para que hubiera una coherencia completa en la imagen, y encima de todo tenía que hacerlo junto con todo lo demás en preparación a la tercer temporada y cosplay. Por mucho que me gusta hacer las cosas a lápiz, para esta ocasión no era viable tener un proceso así, por lo que después de unos bocetos muy rudimentarios para definir las formas y postura general de los personajes, todo fue hecho directo en digital.

Bocetos para la portada de la temporada 3
Originalmente la colina iba a ser la de Juciem, con todo y una personificación del DM observándolos desde lo lejos. Eso se perdió cuando la colina dejó de ser Juciem.

Yo había estado pensando en cómo hacer esta imagen desde hace mucho, y sabía que quería que estuvieran en una colina o montaña. En mis primeros bocetos iba a ser la colina de Juciem, pero después evolucionó esa idea y preferí que fuera sólo un fondo natural; creo que esto es tematicamente adecuado por la manera en la que yo he construido el mundo y todo el énfasis que le doy al entorno resalta la naturaleza y geografía como parte de la identidad de la historia.
Similar a las veces anteriores, usé una foto mía como fondo, pero esta vez fue como referencia de trazo para darle un buen nivel de detalle a todo el asunto.

La idea, dese el principio, fue que la imagen no fuera ni una escéna épica de batalla, ni una gran pose heróica, pero un momento de respiro, de tranquilidad entre las diferentes chocoaventuras que los personajes viven. A ese fin, una colina y mucho pasto suena como un buen entorno de relajación y recreación. Le pedí a mis amiguitos que me dijeran qué estaría haciendo cada uno de sus personajes y algunas respuestas fueron las que esperaba (“Fáirsun está molestando a Hänk, cantando”), y otras nunca las hubiera adivinado (“Hänk está arrancando pasto y dejándolo caer desde alto”); mientras tanto, lo que La y Leren están haciendo es /similar/ a lo que yo había pensado al hacer mi propio boceto, con La usando su espada, y Leren practicando magia.

Realizarlo enteramente en digital sí permitió que el tiempo que me tomó fuera mucho menos y de un mejor resultado, aunque tuve que confrontarme a uno de mis peores enemigos (Photoshop) para lograrlo. Realicé las tintas, los colores planos, y las sombras y brillos en PS, y después los exporté como /pases/ por separado para hacer el compositing en un ambiente que sí sé maniobrar, al mucho pesar de todas las personas que me conocen y sí saben usar PS.
Las nubes del fondo son una foto mía estilizada, no un trazo y coloreado manual, porque no me iba a dar la vida si trataba de ilustrarlas con este estilo, aunque hubiera referencia de trazo. Las nubes y el cielo son su propia cosa y son complicadas, y ésa era una batalla que no quería tener en este proyecto. Además de eso, ya tengo un extenso catálogo de fotografías de nubes que he ido recolectando, y tenía una idea muy específica de cómo quería mostrar que se acerca una tormenta en la imagen. Si ya tengo la foto exacta que cumple eso, para qué sufrirlo si puedo mejor usarla y ya.

En mi boceto me había preguntado a cuántas de sus mascotas debería incluir, y había considerado sólo poner a Dwayne. Cuando Kevin me dijo que quería que Leren tuviera a Renak enredado en el brazo, me pregunté si debería de ahora también poner a la gallina Pa’prr en alguna parte, pero al final decidí no. Pero quién sí iba a estar de todos modos era Dwayne, la roca, la chispa de tierra. La única imagen que habíamos visto “oficialmente” de Dwayne, era un boceto rápido que usamos para la miniatura de la Sesión 16, y para hacer un emoji en Discord; pero ésa no sólo era un boceto, sino que también era de poca calidad. Ahora había una oportunidad para desarrollarlo y hacerlo mejor; con un color más definido y “oficial”, un mejor nivel de detalle, mejor trazo, y mayor resolución.
Y qué bueno que no puse a la gallina, porque si no quizá también tendría que haber puesto al escarabajo, al huevo de la gallina, y a cualquier siguiente mascota que adoptaran en el futuro.

Creo que la última vez que hice una ilustración completamente digital fue a mediados de 2009, cuando hacía este tipo de timelapses de dibujos. En algún momento de la prepa tuve que hacer algunas ilustraciones digitales para una tarea, pero, (1) no soy ilustrador ni dibujante, no tengo la práctica o los conocimientos, (2) no sé usar Photoshop u otro software para dibujar, al grado que ni siquiera sé cuánto es lo que no sé, y (3) soy de esos que si no pueden hacer algo bien a la primera, queman toda evidencia de que alguna vez lo intentaron y nunca lo vuelven a hacer. Hacer esta ilustración, tan compleja y tan bien lograda cómo puede o puede no haber resultado, /y hacer un timelapse del proceso/ era una manera de demostrarme a mí mismo que sí puedo hacer estas cosas, aunque en un pasado haya fallado; y hacerlas por cariño, por y para mis amigos y para quienes disfrutan lo que hacemos, es un espacio muy seguro y de confianza para comprometerme y hacerlo.

Quiero rápidamente tocar otros dos puntos; puedes brincarte hasta la siguiente sección del texto si no te llaman la atención. Uno es sobre el estrenar, terminar algo y compartirlo con el mundo en la fecha en la que dijiste lo harías, y el otro es sobre el porqué de dedicarle tanto esfuerzo a este pequeño show que sólo ven unas cuantas personas.
Entonces, el primer tema; las personas creativas podemos muy fácilmente caer en un estado mental en el que estamos constantemente imaginando la /cosa/ (historia, película, novela, ilustración, etc) pero ni siquiera la comenzamos, ni se la platicamos a nadie, ni la boceteamos en una servilleta porque creemos que podemos llevarla a un estado perfecto, final, listo para ser presentada al mundo, directamente en nuestras cabezas. Pero eso no es cierto. Yo creo que la creación surge de la charla con otros, pero además, la creación surge de la necesidad de terminarla; si pones una fecha de estreno, y hay un público esperando para ver lo que hiciste, lo terminas porque lo terminas. Y no hay mejor motivante a dejar de tener la cabeza en las nubes, y de hecho hacer las cosas, que ése. Es parte de la razón por la que me gusta tener sesiones semanales de D&D; incluso si el resto de mi semana va fatal, emocional- o productivamente, al menos tengo que preparar /algo/ para contar una historia con mis amigos y compartirla con el chat. Diré esto como consejo a cualquier persona que lo necesite escuchar (y, sí, eso incluye al Kobeh del Futuro que inevitablemente se volverá a encontrar este texto cuando lo necesite leer): si tienes dudas de si puedes o no hacer algo, si crees que no estás al nivel adecuado, si te gustaría intentarlo y llevas mucho tiempo fantaseando sobre ello pero nada más no lo has comenzado porque quieres hacerlo “bien”– entonces hazlo; abre un twitter, un instagram, un tumblr, un youtube, un lo que sea y ponte la meta de hacer una nueva entrega cada semana, dos semanas, mes, lo que sea adecuado para tu medio, pero sin que sea una fecha súper extensa e inecesaria para lo que haces (“voy a publicar una historia de una cuartilla cada seis meses”) sólo porque tienes miedo de que no podrás cumplirlo de ponerte una fecha más apretada. No estás haciendo este ejercicio para publicar algo digno de premios cada semana; lo estás haciendo para comenzar a agarrar tracción y fluir más en este medio creativo que quieres practicar. Quizá no puedas tener todo el tiempo de preparación y para pulir lo que quieres hacer con una ventana de entrega tan apretada, pero te va a ayudar el estar entregando con frecuencia y pasando a lo siguiente; después ya tendrás tiempo para regresar y pulir estos conceptos que estás haciendo, esas ideas no irán a ninguna parte.

La otra cosa que quiero mencionar es el por qué de esta imagen y puede que me ponga ligeramente quesoso (o mieloso, si no entiendes el por qué del queso), así que, bajo advertencia no hay engaño. Originalmente iba a ser en la colina de Juciem, porque la idea era que fuera sólo la portada mientras los personajes realizan esta parte de su aventura en la que la colina es una parte predominante del relieve; y quizá podría hacer una nueva imagen para cada nueva sección de la aventura, y aunque eso suena muy cool y me gustaría poder hacerlo, es difícil tanto por el tiempo que toma hacer cada imagen, así como porque la historia cambia brusca y repentinamente, lo cual es parte de su magia, pero también torna el tratar de hacer arte que ayude a capturar de qué va muy difícil. Para la temporada 3 hice una variante del preludio (la imagen de las piedritas que se ve antes de comenzar el juego) que refleja el venir de una tormenta, y también hay nubes de tormenta y un atardecer acercándose en la ilustración final de la portada (esa foto de nubes que usé atrás de la colina), porque eso es lo suficientemente vago como para referirse a un sentimiento y no a eventos específicos, lo cual me da mucha mayor versatilidad con esas piezas, y las puedo seguir usando en el futuro. Quienes tengan un ojo atento habrán notado que en el show, en las pequeñas imágenes de locación en la que se encuentran, no hay específicos como “el interior de la casa de tal”, sino que es algo más general como el pueblo en el que se encuentra esa casa, o lugares genéricos como “bosque”, “sendero”, “playa”, etc. Poco a poco voy creciendo mi librería de esas imágenes, las cuales puedo usar cuando sea que las necesite, lo cual me ayuda a no estarme preocupando por tener que hacer una nueva cada semana dependiendo de a dónde hayan ido. Este tipo de utilidad es vital para poder llevar un show tan complejo de manera semanal; el no inventar todo desde cero cada vez. Sí, me encantaría hacer nuevas ilustraciones para todo, cada vez, pero no me da el tiempo o la vida– incluso para la temproada 3, que hubo todo un nuevo paquete de gráficos y una ilustración enorme, de todos modos para las presentaciones individuales de los personajes, y para los íconos en la pantalla de combate, usamos las ilustraciones anteriores pero dadas nueva vida por Ber, quien les hizo unas animaciones de reposo muy lindas. Los nombres de los personajes/jugadores y sus íconos son los mismos desde que comenenzó el show*, porque esos elementos ya fueron hechos, ya existen, y podemos seguir usándolos hasta que por alguna razón (y algún día la habrá) tenga que actualizarlos. Es como el Barco de Teseo.
*Con la excepción de la de La, la cual cambió de ícono cuando Ber diseñó su firma.
Le voy a dedicar mucho tiempo a una imagen, no sé cuándo tendré el tiempo para hacer otra, no puedo darme el lujo de hacerla específica al pueblo en el que se encuentran ahora en la historia. Así que la colina de Juciem es descartada como locación, pero se preserva la idea de una colina. Pero algo más ocurre en el tiempo en el que estoy boceteando la composición de la imagen: nos encontrábamos varios BZ, incluyendo a Héctor, teniendo una llamada con los pitufines en Discord una noche. Para este momento, Ren ya nos había compartido que su fondo de pantalla era la imagen de introducción de Fáirsun, cantando de pie frente a su pueblo natal, el Pequeño Pueblo, y la conversación giró sobre eso por un momento; no recuerdo si Ren lo pidió o cómo sucedió, pero Héctor terminó haciendo la firma de Fáirsun para autografiar la imagen para Ren. Querido lector, si usted sabe algo sobre la BZ es que llevamos más de trece años haciendo lo nuestro, y que nos pidan autógrafos no es algo que ha ocurrido antes. Estábamos brillando de alegría de haber podidohacer algo que le guste tanto a alguien que nos pida un autógrafo del personaje. Pero entonces Ren nos hizo una petición más: una imagen con todos los personajes, y las firmas de todos nosotros (“¡y el DM!”), y, pues, ¿cómo podría no cumplir una petición así? La salida fácil sería encontrar un nuevo fondo y pegar encima los cuatro dibujos de personaje que ya existen, y allí colocar las firmas (que fueron todo un tema maravilloso, y podría escribir otra entrada como ésta sobre ellas, me encantan), pero si esta imagen puede terminar siendo más que sólo un gráfico que está al principio del show, y puede ser un fondo de pantalla que alguien coloca por gusto en su computadora y que verá a diario, entonces necesita estar bien hecho. Necesita valer la pena.

Tengo páginas y páginas de mundo escrito para que mis amigos puedan explorar en personaje; los trasfondos que escribieron para sus personajes y las ilusiones que tienen para ellos están mezcladas en un gran caldero de maneras que ellos desconocen y que espero podamos descubrir y explorar en la historia; para la audiencia hay gráficos para que puedan ir siguiendo la historia con facilidad, viendo dónde están y quién está hablando; videos de “previamente en” y “Unresumen” para ayudar a entender qué está ocurriendo y que sea más accesible; el diseño de pantalla siempre es trabajado para tratar de dar la mejor experiencia y que sea cómodo de ver el show; hago mezclas de música para ayudar a la inmersión y a la comodidad del ver o escuchar el show; hay cientos de gráficos hechos hasta ahora para producir los mapas y tókens de los personaje sy enemigos para los combates; de todos los streams que hay en BZ, y de los de Elisa también, sólo como punto de comparación porque también ayudo a producir ésos y porque el 100% de nuestra audiencia actual también los ve, Undeseis es el más complejo tecnológicamente, teniendo cinco escenas y cerca de cuarenta y dos elementos en OBS, y hasta necesito usar dos computadoras actualmente para poder transmitir la música de fondo de manera tal que si cualqueira de mis amigos le quiere modificar el volumen, o incluso silenciarla por completo, lo puedan hacer cómodamente sin que el chat la deje de escuchar ni que sea interrumpida de manera extraña cada que alguien habla. ¿Por qué? ¿Por qué haría todo esto, o tratar de sorprender a mis amigos y a los pitufitos con ilustraciones o un video de prólogo entero? ¿Por qué aprovechar la petición de una ilustración con firmas y mezclarla con mi idea de una imagen de portada para hacer la mejor imagen que puedo hacer? ¿Por qué?
Son regalitos de amor.
Si mis amigos lo disfrutan, y si personas que no conozco lo disfrutan, ¿por qué no habría de intentar hacerlo lo mejor que pueda? La petición era que también estuviera firmada por el DM, y lo está, pero aunque no se encuentre un dibujo de la personificación del DM observando a la Cuadrilla desde el fondo, ahí está el yo, en cada piedra y arbusto, en cada rayo de sol que pinta los lados de las colinas y en cada nube que presagia una tormenta de este mundo hecho para mis amigos.
Listo, puro queso. Puaj. Mejor hablemos de otra cosa. Se dieron cuenta? Yo se los advertí hace rato. Esta imagen, con las firmas, es, como muchas otras cosas en esta vida, culpa de Héctor.

Portada autografiada de 1D6.
La ilustración autografiada por los personajes de 1D6, y el DM.

TERCERA PARTE: Y SIGUES LEYENDO Y SIGUE SIN TERMINARSE

No me crees? Te daré otros ejemplos de algo que es su culpa: los dibujos de los personajes iluminándose cada que su jugador habla, y los videos de “Previamente en”. Lo de que los dibujos sean responsivos a la voz no tiene demasiada ciencia, o al menos no todavía; es un código que se integra con Discord y efectúa una función cuando una cuenta de voz transmite audio. Quizá más adelante encuentre funciones más sofisticadas para esas herramientas.
Los videos de Previamente son una cosa curiosa, porque en muchos casos necesitan de gráficos que son exclusivos para ellos, y no para el show principal, así que además de toda la preparación para la historia y las sesiones, también hay que hacer este segmento adicional. Ustedes lo vieron en el video de “Fáirsun se desmaya” más arriba, cómo Héc sugirió que ya podríamos tener este tipo de videos y cuando yo le dije que él los hiciera, parecía que ambos acordamos que no existirían. ¿Qué ocurrió? Regresemos un momento a aquella época durante el hiatus en la que me di cuenta de que narrativamente sí coincidía muy bien donde nos habíamos quedado para realizar un corte de temporada. Antes de eso, yo estaba escribiendo los guiones para una serie de videos que pudieran resumir la historia entera en pequeños arcos narrativos, para así poder compartir la historia con quienes no tienen la dedicación de sumergirse por decenas de horas de transmisión sólo para poder estar al corriente en el stream semanal. Esos videos tendrían que ser sumamente sencillos si quería poder hacerlos sin perder la cabeza por completo, porque si no soy dibujante, mucho menos soy animador, y como ya vimos más arriba, si los iba a hacer no podían ser malos; podrían no ser buenas animaciones pero tenían que ser /algo/ que valiera la pena para quien los viera. Intentar animar una escena, así como en el promo, es increiblemente demandante en cuanto a recursos y tiempo, especialmente si yo tengo un bagage profesional de cinematografía y puedo usar el lenguaje cinematográfico a mayor extensión, con emplazamientos y movimientos de cámara, por ejemplo. Me pondría a mí mismo un standard muy alto, y caeríamos en o que el proyecto se retrase eternamente, o que yo haga cosas con las que no sólo no esté satisfecho, sino que puede que incluso me desagraden (y no quiero eso, muchas gracias).

Scans originales de los personajes y sus chibis
Los dibujos de hasta arriba son de enero, y todos los demás son de febrero. Los dibujos chibi se estrenaron hasta agosto.

La solución parecía ser tomar el camino contrario: dibujitos tan sencillos y adorables que no requieran tener piezas móviles o diferentes poses para comunicar las ideas; un formato donde la cámara no se moviera; y un narrador general que dé las versiones más sencillas y resumidas de los eventos, sacrificando un montón de sutilezas y detalles a favor de ver la imagen general, y sazonando todo con humor tonto, tanto en la narración como en la animación. Esta idea ha estado en trabajo desde mucho antes de lo que puede que sospeches; las imágenes de los personajes chibi y sus cabezas flotantes chibi fueron hechas alrededor de un mes después de las imágenes originales de los personajes.

Si ya me iba a ir por un camino de sencillez explotada para fines comédicos, entonces podía permitirme darle variedad visual al asunto con la mezcla indiscriminada de diferentes estilos. Los fondos podían ser las miniaturas de locación que usa el show, las cuales tienen ese coloreado acuareloso del promo; los personajes principales podían ser chibi y de color sólido como las ilustraciones fanart oficiales; los NPCs podían ser generados con una app de creación de personajes en pixelart; y las criaturas podían ser los íconos que uso para hacer los tókens para los mapas cuando hay combate en el show principal; y lo demás podían ser los “handouts” (cosas como el mapa que encontraron en el campamento del matón) o gráficos generales hechos para diferentes necesidades del show en diferentes momentos. Si iba a ser así de ecléctico, entonces necesitaba ir rápido, durar poco, y estar movido. Parte del proceso, entonces, era minimizar el número de elementos nuevos que tuviera que crear, y esa limitante creativa ayudó a moldear el guión.

Como pueden ver, la idea de Unresumen existía desde casi principios del año. Las divisiones de arcos iban de la siguiente manera:
1) La historia comienza; van a buscar a Belúd al Viejo Fuerte, petrifican a Hänk, van a la Galera y se pelean, son metidos a la cárcel y enviados de regreso al Viejo Fuerte.
2) Chocoaventuras en el Bosque; arañas y barrancos, producen un huevo de piedra, regresan al Viejo Fuerte sin morir y sin un brazo.
3) Investigaciones en Valciem; visitan a Watermoon, nace Dwayne, buscan una chispa de fuego, shenanigans con el herrero y la mesera, se encuentran a Misuru.
4) Chocoaventuras en el Bosque 2: Electric Boogaloo; boa constrictor gigante, cuentan historias de fantasmas en el Viejo Fuerte, plantan cristales de rayo en la playa, incendian el campamento del matón (y sus ocupantes), se encuentran un oso, finalmente llegan a Juciem.
5) Descubrimientos en Juciem; consiguen pistas y una guía hacia el alquimista, se ponen borrachos, entran a la madriguera y vencen al Rey Rata, van de shopping, accesan a las ruinas debajo de la colina de Juciem, y lo que sea que ocurra después de eso mientras sigan ahí (que al momento de escribir esto, incluye el conocer a Ghenag, interrogar gallinas, una presentación teatral, y explotar otra taberna).
Yo ya había grabado la narración del primer arco con mi hermana y lo estaba editando cuando surgió el tema de las Temporadas; y viendo que coincidían tan bien con cliffhangers, y que ya se acercaba la fecha de la tercer temporada y que sería la sesión cosplay, hice las paces con mis límites humanos y sacrifiqué los videos de los arcos a favor de hacerlos de las temporadas. Se necesitó una reescritura grande, así como el sacrificar algunos detalles que, aunque a mí me pudieran gustar mucho, no aportaban nada ahora que la parte de la historia en la que encajaban iba a ser contada enteramente dentro de una o dos oraciones. Una vez con los guiones, mi hermana me ayudó con la narración y seguí un proceso de trabajo muy similar al del comercial: primero hacer el diseño sonoro general de toda la pieza junto con un animatic de todas las escenas (que es realmente una presentación de diapositivas glorificada, en la que se ve (1) el fondo, (2) el acomodo y la cantidad de personajes, y (3) la duración de la escena); y una vez con eso ya fue el hacer la animación detallada y refinar el diseño sonoro y mezcla. Yo tenía considerado hacer animaciones donde claramente se viera que los personajes son ilustraciones planas, a-la Paper Mario o Homestuck, y en una transmisión detrás de cámaras que hice, Ber y Ren me convencieron de comprometerme con la idea de planos como papel y hacer que todo el asunto fuera un teatro de cartón.
La versión que estaba siendo trabajada y fue descartada tuvo un proceso de trabajo diferente, en el que yo etsaba intentando animar y hacer la mezcla final de todo conforme iba avanzando, así que curiosamente no está tan incompleto como lo hubiera estado si lo hubiera trabajado con el método final.

El flujo de trabajo fue tan robusto y afectivo en permitirme hacer los dos videos de Unresumen en el corto tiempo que tuve, que fue sumamente sencillo aprovecharlo para hacer los Previamente, y aunque actualmente se encuentran en un estado tal que no es posible automatizar una animación más compleja, sí pueden salir en un solo día de trabajo, desde escritura de guión, grabación de narración, gráficos, y acompañar el episodio de ese mismo día. No que eso haya ocurrido, obviamente no, cómo creen, ¿nosotros los de BZ siendo distraídos y haciendo algo al último minuto? No, para nada.

Francamente, el resultado final tiene algunas de las escenas más chistosas que he animado, y es en gran parte al maravilloso tipo de humor que surge cuando combinas una imagen de un personaje sacudiéndose rapidamente con un efecto de sonido de un grito, o los perosnajes rotando mientras caen de un barranco y suena un silbato caricaturesco para indicar qeu cayeron. Comedia pura.
Pero la mentalidad necesaria para hacer estos flujos de trabajo, y permitir que exista espacio para la creatividad necesaria para hacer ese tipo de payasadas sin tener que preocuparse en que cada personaje tenga el tamaño correcto en relación a los demás y ese tipo de minucias, requiere una estandarización de materiales mucho más grande de la que yo estoy acostumbrado a realizar cuando los proyectos que hago son películas o comerciales que utilizan un montón de elementos visuales una vez y luego nunca los vuelves a utilizar. Estos shows semanales, que se muestran al público regularmente, que evolucionan, que a veces se caen a media transmisión y aún así hay que seguir, que reutilizan materiales previos, son una cosa completamente diferente.

A veces necesitamos la presión, el empujón, de tener que enseñar lo que hacemos porque hay un horario de estreno, para enfrentarnos al miedo de creación y hacer algo nuevo. Lo que hagamos bajo esa presión será lo suficientemente bueno? Habrá veces que sí, y habrá veces que no, pero es nuestra labor hacerlo; nuestra responsabilidad hacia nosotros mismos.
Quizás yo soy un loco muy clavado, ésa es una posibilidad enteramente posible, en cuyo caso la recomendación debería ser “no le hagas caso a lo que sea que está diciendo el loco”, y sería una recomendación razonable. PERO, también debemos considerar la posibilidad de que haya alguien que entienda mi locura leyendo esto, y pueda ver por un momento un poco de Verdad en estas palabras. Yo no construyo oraciones bellas como lo puede hacer Kevin –yo hago y expreso a través de imágenes en movimiento– pero trato de que al menos cumplan con ser algo legibles y sinceras. Por lo mismo pido una disculpa si repetí algún tema o dejé otro inconcluso; los escritos no son mi fuerte. Es enteramente posible que en un futuro regrese y me aviente otro rollo sobre algún otro tema, como lo puede ser el cosplay del cual ya hay un video siendo trabajado, o de la sección narrativa del Prólogo, del cual también hice un timelapse que no he editado; pero ya quiero terminar y publicar este post, porque llevo pensando alguna u otra versión de esto desde que hice el promo de 1D6 en abril y ya casi es octubre.
Si has aprendido algo sobre la BZ (o, al menos, sobre mí) en todo este despapaye, espero que haya sido que aunque las cosas tomen tiempo, eventualmente llegan. A veces hay proyectos que se llevan medio año de trabajo secreto antes de poder ser estrenados al mundo en una sorpresa, y a veces hay proyectos que son mostrados como adelantos y desaparecen por meses pero están siendo trabajados detrás de cámaras. Así es la naturaleza de las cosas cuando queremos que valgan la pena; es un poco diferente al mundo hiper-conectado inmediato de las redes sociales, pero no por eso está mal.

Si leíste todo esto y encontraste aunque sea una pizca de inspiración para ir y hacer, espero que la puedas seguir y crees algo nuevo, algo tuyo. Si leíste todo esto y no te inspiró a crear, entonces te agradezco mucho la paciencia (sé cuán enrollados y revueltos pueden ser mis explicaciones) y el interés; y a ambos tipos de personas les diré que espero que sigan encontrando interesante lo que vendrá en el futuro, y, si hacemos cosas que valgan la pena, que también lo disfruten.

 

Y tras todo eso, sin más palabras que poner en la página (por favor, por el bien de todos)
Te deseo un buen día o noche,
-Kobeh out!

 

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*